SILENCIO EN BLANCO Y NEGRO, de Lola López-Cózar

divendres, 26 de juliol de 2013

Silencio en blanco y negro es un silencio rotundo donde la comunicación es tarde. Es el monólogo del nunca fue posible. Se trata de un juego de espejos donde lo que vemos parece idéntico y cercano, sin embargo, al intentar tocar el otro lado nos damos cuenta de que todo se invierte, hay una barrera impenetrable entre pronombres en apariencia iguales, pero el tú a tú queda separado por dos universos paralelos.

La soledad del individuo se hace patente en ese silencio que se realza en el sonido ambiente del agua que se precipita al vacío, ese mismo vacío de dos cuerpos impermeables que no pueden empaparse el uno al otro.
La soledad del individuo se hace patente también en la respiración, en ese tomar aire casi desesperado que vuelve a potenciar el silencio de alrededor.

Silencio en blanco y negro es la soledad que se muestra en una casa vacía, una casa donde solamente está el ojo que recorre el espaciobuscando palabras, con la visión de un pájaro a ras de suelo, un pájaro de alas cortadas que no encuentra por dónde escapar de ese silencio, y que al finalchoca con los versos como añicos de su soledad.

 SILENCIO EN BLANCO Y NEGRO




Silencio en blanco y negro
Tu eres los paisajes, los matices de la luz, los kilómetros, las curvas, el sonido de la hierba bajo los pies desnudos.




Eres el malestar del silencio hecho grito en el más tajante contraste del blanco y negro, la noche y las estrellas, el tacto de la arena, o el paisaje lunar de la distancia.




La piel que me respira, el tiempo dedicado, la metamorfosis de un sentimiento en verbo, de un verbo en un adverbio, de un adverbio en silencio, silencio de lugar en blanco y negro, conjugado en presente, declinado en la noche, la primera y la última noche con opción a escribirse, con opción a borrar la luz del día, a crecer sobre el negro tiempo oscuro, sobre la redundancia de vivir y morir eternamente.






Submundo
La puerta del submundo es un puente sin paso en los extremos, la entrada no te acerca salvando las distancias, te adentra en los rincones que conocen la hondura, la soledad de todo lo que eres, la verdad sin disfraces donde no cabe el miedo, donde todo es posible si tú lo haces posible, donde todo es real aunque no ocurra nunca.





La puerta del submundo, llave que en tus manos se enfrenta de cara al blanco y negro que construye el silencio. El silencio de frente como un cuerpo desnudo, silueta de luz en gris marengo, de recuerdos mudos que se escapan del mundo donde tocar no sirve, donde mirar es malo, donde saber te duele y te confunde.
La puerta del submundo donde nadie te encuentra si te busca, donde tú sí te entiendes si te encuentras, donde puedes perderte desnudo con tu cuerpo, silueta de luz en blanco y negro.






Memoria de los siglos
Recuerdo ser un pez y que te amaba sin preguntar quién eras, pasaba junto a ti llenando tu horizonte de burbujas para que imaginaras las estrellas fugaces de la noche, te iba dejando un rastro de estelas diminutas y cambiantes, queriendo sin saber dejar mi huella en la memoria del mar y de los siglos.
Rozaba el silencio en blanco y negro de mi cuerpo y pensaba en crecer envuelta en música.
No sabía que el tiempo y el espacio juegan fuerte, que los peces olvidan y comienzan, que no existe un final que los convenza del cansancio que arrastra todo empeño.






Recuerdo que volabas en un globo bajando el aire frío de mi miedo. entonces yo buscaba por el cielo el tacto de las nubes, su certeza. buscaba planear con las corrientes, deshacer la sed de todas las preguntas y perderme en un cuerpo sin palabras que ahuyentara las sombras.
Recuerdo que un día serás danza y yo el sonido que desprendan tus gestos por la tierra, serás la huella y la memoria de los siglos, las estrellas fugaces de la noche, la sed del mar y mi silencio.





Ausencia de color
Silencio en blanco y negro de los sueños, del café en espera de las salas. Silencio como tacto de tu boca. Palabra en blanco y negro,  acto en color que el presente tapó con nunca más haciéndolo silencio, ausencia en blanco y negro.


Querer no basta
Quise preguntar por qué sin delatarte. Dejar señales como migas de pan para tu hambre, como piedras preciosas para tu soledad.
Quise leer los subtítulos de un Films imaginario y perseguir caballos tras las huellas de un lobo en estampida.
Quise cambiar los filtros y dotar de estrellas luminosas al blanco y negro de todos tus silencios.
Quise sacar de ti un tú más llevadero que confiara en los cambios adelante, que dejara los ciclos repetidos que se muerden la cola sin moverse del sitio.



Quise decir te quiero y traspasar las sílabas y quedarme en los actos y mirarte a la cara y no esconder mentiras.
Quise pensarte de todas las maneras y no perderte nunca en ningún universo paralelo productor de distancias insalvables.
Quise darle un  margen de error a la evidencia y esperar que sintieras parecido, y significar algo más que un rescate en las tardes de lluvia, algo más que un poema en una noche helada.
Después, no quise nada.







Lola López-Cózar nace en Granada. Dirige el programa de radio Retahílas. Publica en distintas revistas: Ciudad poética, El ángel caído, El genio maligno, Revista Virtual & Etc, Revista Poe+ 6. - Boek visual, LAK-BERNA, Revista Foto DNG, Revista Visión, etc.
Ha ilustrado el libro Ángel de cielos que derrumban editado por Amphibia (2010).

Participa en el Proyecto de edición colectiva convocado por el Taller de Gráfica Experimental Utopia Ambulante de México (2009 y 2011), en Impa, la fábrica de cultura Industrias Metalúrgicas y Plásticas Argentina (2009), en Faro TV, canal de televisión comunitaria argentina (2009), en V Encuentro Internacional de Poesía Visual de Venezuela (2009), en Terra de Ningú con Graforrelatos (2009) y con Declaraciones de una ciudad enamorada (2012), en El Taller de Zenón (2009), en MuVi2: International exhibition of video and moving image on synesthesia and visual music (2009) y MuVi3 (2012), en ElContenedor, publicación de la Factoría TACH, proyecto de edición experimental del artista Alejandro Uribe de México (2010), en Entreactos, organizado por la Galería Texu de Oviedo (2010), en el Festival Polipoético Suburbia (2010 y 2012), en ex!poesía2010, bienal de poesía experimental de Euskadi (2010), en el III Festival Internacional de Poesía de Sevilla (2010), en el Simposio Avant, organizado por la Biblioteca de The Ohio State University (EEUU) y patrocinado por TheAvantWriting Collection, TheRare Books & MSS Library, TheCenterforLatin American Studies, y TheDepartmentofSpanish&Portuguese (2010), en BITtúBITamorín de LaiMuseum (2011), en la Exposición Alfabeto de Gijón (2011), en el Festival Audiovisual Hecho x Mujeres de Argentina (2011), en la Exposición Delicias, salón de na…vida’11 (2011), en el III Festival internacional de poesía experimental y de acción de Vigo (2011), en la Exposición picassiana de Málaga (2011), en SeeSaw, Poeticaslai (2012), en la Feria de Arte Contemporáneo de Arévalo (2012), en el V Barcelona Videoart Festival (2012), en el IV FESTIVAL INTERNACIONAL DE VIDEOPOESÍA de Buenos Aires (2012), en la exposición Eyeseverywhere: East and West women artists. Hubei. China (2012), en Wallpaper_dance. Rassegna internazionale di videodanza (2012), en la Galería Art Room. Madrid. 2013, en Exposición individual de fotografía en Sala Tragaluz del Realejo. Granada 2013, en la 5ta. Edición del Festival Internacional de Video Arte de Camagüey, FIVAC 2013.

2 comentaris:

M.Jesús Silva ha dit...

Me ha encantado.
Impresionantes poemas.
La sensación que queda, el deseo de abandonarse y de buscar refugio. Un maravilloso trabajo para degustar muchas veces.
Un saludo

Beto Caballero ha dit...

Me encantó.